¡ Bienvenido a Mator ! Llámanos al 900 226 222 y te informaremos de tu distribuidor Mator más cercano. ¡Seguro que tiene un descuento para ti!
Consejos para limpiar la campana extractora de una cocina
 In Limpieza

Con el tiempo, es habitual que las campanas extractoras acumulen restos de distintas sustancias, sobre todo de grasa. Esto ocurre de forma más frecuente en cocinas profesionales, donde el uso es continuo durante muchas horas cada día, por ejemplo en colegios, hoteles, residencias de ancianos, gimnasios y spas y, por supuesto restaurantes, entre otros establecimientos. Esta suciedad puede perjudicar el buen funcionamiento de las campanas extractoras, por lo que debemos evitar que se acumule, y limpiarlo regularmente. A continuación veremos cómo limpiar la campana extractora y cómo quitar la grasa de las rejillas.

Consejos y trucos para limpiar la campana extractora paso a paso

Las campanas extractoras deben limpiarse de forma regular, sobre todo en cocinas profesionales. Esto debe hacerse para evitar posibles problemas en su funcionamiento e incluso accidentes. La mayoría de los restos que se acumulan en el interior de las campanas extractoras son restos de grasa. Esta sustancia es altamente inflamable, por lo que podría provocar incendios.

Antes de limpiarla conviene tomar algunas precauciones. Para empezar, debemos asegurarnos que la campana está totalmente fría. Es posible que si hemos cocinado hace poco tiempo, la campana se haya calentado, y en caso de limpiarla sin que se enfríe podríamos sufrir quemaduras. También es recomendable realizar el proceso completo de limpieza con guantes, para evitar que nuestra piel entre en contacto con productos químicos. Por último, es muy recomendable desenchufar la campana para evitar posibles accidentes con la electricidad.

Teniendo esto en cuenta, podemos empezar con la limpieza de nuestra campana. Veremos unos sencillos pasos para asegurarnos de que la limpieza se realiza de la forma adecuada.

Extraer los filtros de la campana y todas las piezas desmontables

Para realizar la limpieza, debemos desmontar todas las piezas que podamos de la campana.

Poner en remojo las partes extraídas y el hueco de la campana

Una vez las tengamos separadas, las introduciremos en un recipiente con agua y un producto desengrasante. Dejaremos actuar unos 10 minutos para que la grasa se desprenda lo mejor posible.

Limpiar cada parte

Primero, con algún tipo de cepillo impregnado en el mismo líquido desinfectante, debemos frotar toda la superficie de las rejillas, así como el hueco de la campana extractora al que podamos acceder. Una vez que le hemos dado con el cepillo, pasaremos un paño húmedo para eliminar los restos de grasa que queden en la superficie.

Aclarar, secar y montar

Una vez que hemos eliminado los restos con un paño, aclaramos cada pieza bajo el grifo con agua más bien caliente. También debemos eliminar los restos del hueco de la campana con un paño húmedo con agua templada. Una vez hecho esto, repetimos el proceso con agua y jabón para asegurarnos de que la limpieza es total. Por último, secamos todo con un paño seco o con papel absorbente, y volvemos a montar la campana.

Como hemos podido ver, es muy importante realizar limpiezas regulares de las campanas extractoras de nuestra cocina para mantener su buen funcionamiento. Para realizar dicha limpieza, debemos seguir los pasos indicados para asegurar que se realiza correctamente, y eliminar todo resto de grasa de nuestra campana.

Descubre cómo puedes limpiar tu cocina rápidamente:

Limpieza en hotelería

Protocolo de limpieza

Productos químicos

Especiales para industria alimentarios

Recent Posts

ATENCIÓN AL CLIENTE MATOR


servicio técnico profesional

¿Quieres consultarnos?


limpieza maderanebulizadores